Trump planea firmar la orden ejecutiva "Compra productos estadounidenses y contrata estadounidenses"

Trump dijo que la orden busca asegurar el cumplimiento de las leyes existentes que prescriben el uso de bienes fabricados en Estados Unidos, al tiempo que apunta a terminar con "excepciones imprudentes".

Las medidas anunciadas el lunes llegan en el momento en el que Estados Unidos inicia la concesión anual de cerca de 85.000 visas H-1B.

El presidente de EEUU, Donald Trump, dijo este martes en un discurso en la ciudad de Kenosha, Wisconsin, que serán investigados todos los acuerdos comerciales que socaven las normas para comprar productos de fabricación nacional. También les pide que propongan cambios para que las visas H-1B visas se otorguen a los "solicitantes más preparados o con mayor paga", dijeron funcionarios federales que hablaron a condición de no ser identificados.

Los funcionarios de gobierno agregaron que la orden ejecutiva busca además fortalecer los requerimientos actuales de que productos estadounidenses sean utilizados en ciertos proyectos de construcción federales, así como en varios proyectos de transporte con subvención federal.

Según la Casa Blanca, el 80 % de los beneficiarios de esa visa cobran menos del salario medio en sus respectivos campos de trabajo, y su objetivo es pasar del sistema actual, basado en una lotería, a otro que dé prioridad a "los trabajadores más cualificados", sin usarlo para "reemplazar a estadounidenses", en palabras de Trump.

El decreto ordenaría específicamente al secretario de Comercio que revise las exenciones a esas reglas que existen en acuerdos de libre comercio.

Durante su campaña presidencial, Trump dijo que apoyaba las visas para trabajadores altamente calificados; pero luego se manifestó contra ellas. En un debate pidió que se cancelara por completo el programa, y argumentó: "Es muy malo para nuestros trabajadores y es injusto para nuestros trabajadores; y deberíamos terminarlo".

"Sería un error cerrar la puerta a los trabajadores calificados del mundo entero que pueden contribuir al crecimiento de las empresas estadounidenses y hacer a Estados Unidos más competitivo", subrayó.

"Ahora, las visas de trabajo H-1B son entregadas al azar".

Sin embargo, las empresas de alta tecnología insisten en que necesitan contratar personal extranjero pues alegan que no hay suficiente personal calificado nacido en Estados Unidos para llenar las necesidades de mano de obra de su industria.

  • Lola Watson